Técnicas de estudio de último minuto aprobadas por expertos

Todos sabemos que la dilación es mala. El tiempo es esencial y el éxito exige coherencia. La preparación minuciosa y efectiva del examen puede llevar meses. A pesar de esto, a veces nos encontramos despertando un día al darnos cuenta de que se nos acaba el tiempo.

Esta comprensión puede desencadenar ansiedad, estrés en los exámenes e incluso desesperanza. Pero no todo está perdido. Aún puede prepararse para sus exámenes finales, utilizando consejos de estudio efectivos de último minuto. Si bien nada supera una buena preparación de examen consistente a la antigua, estas técnicas de estudio rápido pueden ser su gracia salvadora cuando está al borde del tiempo.

Entonces, si está en apuros para aprender lo suficiente como para aprobar sus exámenes finales, no pierda ni un minuto más. ¡Eche un vistazo a estas técnicas de estudio de última hora y comience de inmediato!

Rastree el programa de estudios

Si aún no ha visto el programa de estudios, consíguelo ahora. Esto le dará una idea clara de lo que necesita estudiar. Siéntate y revisa el programa cuidadosamente, y trata de determinar lo que sabes y de lo que no tienes idea. Con suerte, tienes cierto grado de preparación, pero si estás completamente en blanco, no entres en pánico. Anote los capítulos que necesita para estudiar y tome el libro de texto educativo aprobado por la junta.

Dirígete a un lugar tranquilo

Encuentra un ambiente de estudio tranquilo y cómodo. Una biblioteca local suele ser una gran opción. Aquí encontrará personas de ideas afines que también se centran en su trabajo, por lo que esto puede motivarlo. Sin embargo, si prefiere estudiar en casa, busque una habitación tranquila y sin distracciones para estudiar. Evite estudiar en su cama, ya que esto solo lo hará flojo y reducirá la productividad. En cambio, trate de estudiar en la mesa del comedor o en su escritorio de estudio.

Bloquear distracciones

Sabemos lo tentador que es consultar en las redes sociales o llamar a un amigo. Pero recuerda que las distracciones son las que te hicieron posponer las cosas en primer lugar. Apague su teléfono móvil, evite la televisión y pídale a su familia que no lo moleste mientras estudia. Tome un refrigerio antes de comenzar la sesión de preparación del examen para que no sienta hambre mientras estudia. Si debe hacerlo, pídale a sus padres o un hermano que lo vigilen para asegurarse de que está estudiando seriamente.

Use materiales de estudio relevantes

Si está estudiando a último momento, es probable que no tenga tiempo para leer todo el libro de texto de principio a fin. En cambio, hojee los capítulos relevantes del programa de estudios y haga uso de los resúmenes de fin de capítulo. Si escribiste notas durante la clase, úsalas para estudiar. De lo contrario, encuentre notas de libros confiables para su pizarra educativa en línea. Además de las notas, asegúrese de estudiar tantos documentos pasados   como sea posible. El uso de trabajos pasados   resueltos puede darle una buena idea de cómo intentar las preguntas en los exámenes finales.

Evite abarrotar

Esto puede sonar loco, pero no debe abarrotar, incluso durante el estudio de último minuto. Pasar la noche atestado te hará sentir cansado, malhumorado y lento. No solo eso, sino que tratar de guardar todo el libro de texto en la memoria en una noche conducirá a una sobrecarga de información. En cambio, un estudio en sesiones de una hora de duración con concentración completa luego se da un descanso de cinco minutos. Esto lo ayudará a retener la información mucho mejor y hará que la preparación de su examen parezca menos dolorosa.

Lea en voz alta

No pierda su tiempo leyendo el libro de texto pasivamente. La mayoría de nosotros no tenemos memoria fotogénica, por lo que retener toda esa información será difícil. En cambio, trate de leer en voz alta. Mejor aún, escribe notas del capítulo y luego enséñaselo a otra persona. hablar, escuchar y leer. Otro consejo de estudio de último minuto es leer el capítulo, escribir los puntos principales y luego resumir el tema en voz alta.

Experimente con técnicas de estudio

Además de leer en voz alta, intente incorporar otras técnicas de estudio efectivas en su preparación para el examen de último minuto. Las ayudas visuales para el estudio, como diagramas de flujo, mapas mentales y tarjetas de vocabulario, facilitan una mejor retención de la información. Esto se debe a que el cerebro puede recordar mejor las imágenes que refuerzan la información que lee. También es más rápido que escribir ensayos completos durante la revisión. Además, intente ver un video tutorial o escuche un breve podcast sobre capítulos del programa de estudios. Sin embargo, tenga cuidado, ya que no desea pasar una hora mirando un video relacionado con un capítulo durante una sesión de estudio de último minuto.

No abandone el sueño

No importa cuán corto sea su tiempo, no sacrifique su sueño. Puede pensar que abarrotarse toda la noche antes del examen lo ayudará, pero solo lo hará sentir cansado e irritado. Las posibilidades de mezclar información también son mayores de esta manera. Así que estudia todo lo que puedas el día antes del examen y luego duerme a la hora habitual. Esto conducirá a la consolidación de la memoria, que es más útil para los exámenes finales. Además, estará activo y alerta a la mañana siguiente, lo cual es necesario al intentar el examen.

Tenga en cuenta que no existe un atajo real para un aprendizaje efectivo, por lo que nunca es aconsejable dejar su preparación para el examen hasta el último minuto. El mejor consejo es desarrollar una estrategia de estudio sólida con anticipación y darse suficiente tiempo para absorber el programa de estudios.Todos sabemos que la dilación es mala. El tiempo es esencial y el éxito exige coherencia.

Leave a Comment